Fletes y Mudanzas Express





En muchas ocasiones una mudanza puede ser una grata experiencia, pero el proceso de empacar resulta ser la tarea más difícil de realizar en este tipo de situaciones.

Lo primero que debes hacer es recolectar cajas grandes, limpias y resistentes. Incluso puedes acudir a algunos supermercados, ahí encontrarás cajas de buen tamaño y podrás evitar ese gasto.

Es importante que una vez que tienes la fecha de tu mudanza comiences a empacar con suficiente tiempo de anticipación, así una vez que la fecha llegue, te encuentres listo (a) y organizado(a)



Para empezar a empacar y guardar tus cosas ten a la mano lo siguiente:

•relleno (unicel)

•plástico de burbujas para envolver

•hojas y papel periódico

•tijeras

•cinta para empacar

•etiquetas

•marcadores



También te recomendamos que prepares una maleta o caja para cada miembro de la familia con varios días de anticipación. Estas maletas debe incluir por lo menos dos cambios de ropa y artículos como jabón, shampoo, todo lo necesario para su aseo y objetos que requieran tener a la mano, así será más fácil poder avanzar con la mudanza si contratiempos por buscar de inmediato los objetos personales.

No olvides que estas maletas deberás llevarlas contigo, así será más fácil controlar su ubicación durante la mudanza.





Cuando preparares los artículos con los que vas a empezar a empacar, también puedes tener ropa vieja como parte de estas herramientas, con la ropa podrás envolver y proteger varios objetos, así aprovecharás la ropa y no tendrás que empacarla por separado.



Otra recomendación que te damos antes de guardar objetos, principalmente los aparatos electrónicos como las pantallas, o equipos de sonido, es tomar fotografías de las conexiones, así cuando tengas que conectarlos de nuevo, contarás con referencia para realizar de nuevo la instalación sin contratiempos.



Destina también una zona de tu actual domicilio para empezar a empacar, esta zona deberá estar despejada y limpia, ahí podrás ir acomodando las cajas de manera ordenada y sin obstaculizar otras zonas de tu hogar.



Procura tener guardadas en las mismas cajas las cosas que pertenecen a cada habitación, no mezcles objetos de otras habitaciones, de esta manera podrás marcar las cajas y al momento de descargar la mudanza, podrás identificar a qué habitación deben llevarse.



Lleva tornillos, clavos, herramientas y contactos en una sola caja, ya que será una caja a la cual recurrirás primero y será más fácil para ti encontrar estos objetos.



Lleva un registro de cuantas cajas corresponden a cada habitación, así tendrás un mayor control de tus pertenencias al momento de cargar y descargar la mudanza.



Y por último antes de terminar revisa todas las habitaciones, así te asegurarás que no dejaste objetos olvidados.